La propiedad intelectual en Internet: no todo vale

La propiedad intelectual es el “conjunto de derechos que corresponden a los autores y a otros titulares respecto de las obras y prestaciones fruto de su creación”, tal y como define la Real Academia Española. Y en internet también se aplica, aunque a muchos les parezca que en la red todo vale y que se puede robar el trabajo y esfuerzo de otras personas en segundos sin consecuencias. 

Por eso este artículo, vamos a hablar de todas las cosas relacionadas con Internet que tienen propiedad intelectual. 

Páginas webs 

En muchos casos las páginas webs cuentan con propiedad intelectual, aunque las leyes españolas y la normativa europea no lo expresen explícitamente. Ante multitud de informáticos y programadores que se robaban el código unos a otros, muchos profesionales han optado por proteger el diseño y la interfaz, el código fuente o los contenidos. Así en muchas páginas se puede encontrar el logotipo de la empresa que ha creado y diseñado la web y junto a él pone: todos los derechos reservados. 

Imágenes 

Seguro que alguna vez necesitabas un foto para un trabajo, para una tarea de clase o para cualquier proyecto personal.  Habrás ido a Google y puesto en el buscador de imágenes la palabra clave con el contenido que querías y habrás cogido la imagen que más te gustaba. Pues puede que estuvieras infringiendo la propiedad intelectual del fotógrafo o creador del contenido audiovisual en cuestión. Esto depende de la licencia que tenga esa imagen o fotografía y el creativo haya decidido que se pueda reutilizar gratuitamente, pero que se da en muy pocos casos.

Así que si vas a volver a hacerlo y quieres respetar la normativa vigente tendrás que utilizar la herramienta que Google creada expresamente para ello. Así en Google imágenes tendrás que darle a más herramientas y aquí pinchar la opción de Creative Commons. Estas licencias de derechos de autor están libres para obras culturales, científicas y educativas.

Para evitarte problemas también te aconsejamos que descargues el contenido de páginas especialmente con esa función: proveer de contenido audiovisual.  Son los denominados bancos de imágenes, los hay de pago pero también gratuitos. Entre los de pago destacan Shutterstock o Adobe Stock, aquí el contenido tiene mayor calidad y los profesionales son recompensados. Tú tendrás que pagar por cada imagen que quieras o adquirir un plan mensual con el que a cambio de un módico precio podrás conseguir un determinado número de imágenes cada mes. Respecto a los gratuitos, el más conocido es Pixabay. No obstante, antes de descargar el contenido tendrás que revisar que sea aplicable a tu proyecto o necesite atribución, esto significa que los creativos dejan que lo utilices gratuitamente a cambio de que los nombres. 

Música 

La música y los sonidos también tienen propiedad intelectual. Si quieres no tener problemas legales utiliza música sin copyright para tus proyectos. Puedes descargarla fácilmente en la red haciendo una búsqueda simple.

También la música sin copyright se puede conseguir a través de YouTube con la ayuda de una aplicación y observando bien que el sonido del vídeo tenga una licencia que permita su reutilización. 

Además, la página provee de contenido musical sin copyright a sus creadores con la plataforma YouTube Studio, aquí se puede encontrar música instrumental, contenido elaborado de diferentes estilos como pop, rock o jazz y filtrar en función de la duración, el tipo de licencia o incluso el estado de ánimo. Y es que la música que se utilice en los vídeos que los influencers o bloggeros suben a YouTube es muy importante, ya que si YouTube considera que se está infringiendo la propiedad intelectual de los músicos desmonetizan los vídeos, pero lo que ese contenido no generará ingresos. 

No todo vale en Internet 

Como hemos explicado, la propiedad intelectual también se aplica en Internet y sus consecuencias podrían ser las mismas que si se infringe a través otro canal. Por eso es importante respetarla en internet. No obstante, suele haber muchos problemas con las cesiones y licencias. “En nuestra asesoría jurídica realizamos requerimientos a los posibles infractores de propiedad intelectual e industrial frente a los tribunales civiles, penales y contencioso-administrativos”, afirman desde Martin Laucirica Grupo Asesor. Además, aunque antes los creativos fuesen más permisivos a denunciar por infringir sus derechos de propiedad intelectual, cada vez más están apostando por llevarlo a los tribunales.    Después de leer este artículo esperamos que realices un uso correcto del contenido creativo de la red, porque detrás de una simple foto hay bastante trabajo de un fotógrafo, ya que por ejemplo, habrá tenido que adquirir la cámara, pagar a un modelo, realizar la foto, editarla y subirla a la red. Y básicamente al coger una imagen sin su consentimiento estás robándole. ¿Y por qué robar en un supermercado está mal visto y hacerlo en Internet parece que no tanto?

Otros artículos

La salubridad pública, imperativo legal en el campo… y también en la ciudad

No hay que andarse con tonterías en lo que tiene que ver con el cuidado de nuestros campos. Esta parte de nuestra geografía es fundamental a la hora de garantizar el abastecimiento de productos alimentarios para la población y la verdad es que, legalmente, todas las administraciones públicas obligan a los campesinos a que mantengan sus campos libres de plagas. No cabe la menor duda de que eso es fundamental para garantizar la seguridad y la calidad de los productos que se van a terminar llevando a la boca.

¿Por qué es tan importante que los maestros conozcan las leyes educativas?

La legislación educativa se ha caracterizado por ser una fuente de polémicas y debates en España, la cual incluso ha despertado protestas en las calles e intervención de los tribunales. De hecho, tanto es así, que los expertos le tildan como uno de los principales problemas del sistema. Álgido debate que continuará hasta que se publique una ley que lleve a un consenso, objetivo del cual, al parecer, más bien se está cada vez más lejos.

Crecen los las viviendas de alquiler en España

¿Quién no conoce a alguien que viva de alquilar? No hace muchos años España era un país en el que nos gustaba a todos ser propietarios de algo, ahora no es que no nos guste, lo que pasa es que es mucho más complicado conseguir acceder a una hipoteca que te permita comprar una vivienda y aunque consigas ese acceso hay que hacerse a la idea de que al final estarás pagando un importe de tu nómina todos los meses en esa hipoteca que, la mayoría de las veces, tiene una duración de 30 años. Así que eso de ser propietario parece muy lejano y hay quien, al final, prefiere el alquiler.